lunes, 22 de junio de 2009

AGENDA CULTURAL DE JUNIO INFAMA A LA HISTORIA Y A LA LENGUA DE CASTILLA

LA DISPUTA DEL SANTÍSIMO SACRAMENTO

CORPUS CHRISTI

OBRA DE RAFAELLO SANZIO

Santa Ana de los Ríos de Cuenca, junio 21 del año del Señor de 2009

In sollemnitate XII Dominica per annum

Ing. Marcelo Cabrera Palacios

ALCALDE DE CUENCA

Ciudad

De mi consideración:

«Semper idem in Concha, Culturalis diarium in mensis Iunii anno bismillesimus nonus adversas historia et hispanica lingua est cum terribilis sensus contra intelligentiam/ Como siempre en Cuenca, la Agenda cultural en junio está en contra de la Historia y la lengua de Castilla, con un sentido terrible en contra de la inteligencia».

La Agenda cultural de la I. Municipalidad de Cuenca, correspondiente al mes de junio, contiene graves errores en contra de la Historia y la lengua de Castilla, por lo que nuevamente me permito señalar las equivocaciones encontradas, a fin de que se sancione a los responsables y se tomen medidas para evitar estos deslices que, como ya se lo he dicho varias veces, atentan en contra del prestigio cultural de nuestra ciudad.

  1. Otra vez, Señor Alcalde, le hacen decir a usted cosas absurdas en el liminar de la Agenda cultural, cuando su autoridad manifiesta ad pedem litterae: «Junio es un mes en que la tradición culinaria y religiosa domina las calles del Centro Histórico de Santa Ana de los Ríos de Cuenca. Cientos, miles de transeúntes… tienen la oportunidad de deleitarse con la antigua tradición del Septenario y los dulces de Corpus Christi».

Con todo el respeto que usted se merece debo indicarle, prima facie, en primer lugar, que me parece sorprendente que el Alcalde de Cuenca se refiera a la época de Corpus Christi y no sepa que, en ese período del año, no existe ninguna tradición culinaria en Cuenca sino una actividad ligada a la repostería, que es muy diferente.

En efecto, Señor burgomaestre cuencano, el Diccionario de la Real Academia de la Lengua Castellana define de manera distinta a culinaria y repostería, pues la primera palabra significa, in stricta veritas et diligentia, «el arte de guisar», o sea relativo a la cocina, mientras que la segunda palabra es definida, cum claritatis et vera definitionem, como «el arte y el oficio del repostero», que es la persona que tiene por oficio hacer pastas, dulces y algunas bebidas.



Ergo, en consecuencia, Ing. Marcelo Cabrera Palacios, usted ha hablado como un perfecto ignorante al decir semejantes barbaridades. ¿Quién es el ciudadano que le da escribiendo estas cosas desde la Dirección de Cultura del Ayuntamiento cuencano? ¿Por qué este personaje no es sancionado, si mes a mes le hace decir a usted una serie de cosas abstrusas que le hacen parecer como un Alcalde que no sabe hablar correctamente el Castellano?

En segundo lugar, Junio no es el mes en que se celebra Corpus Christi como usted dice en el liminar de la Agenda cultural, pues esta celebración nunca es fija en el calendario; se trata de una fiesta móvil de la Santa Madre Iglesia Católica, Apostólica y Romana, que muy bien puede caer en mayo o en junio, pero nunca exclusivamente en este último mes. Por lo tanto, adversas sensus comunis, definir a Junio como «un mes en el que la tradición culinaria y religiosa domina las calles del Centro Histórico de Santa Ana de los Ríos de Cuenca» es algo inadmisible si se ha de considerar que se refiere expresamente a la solemnidad de Corpus Christi.

Dicho lo cual, Señor Alcalde, usted ha quedado como un individuo impreparado que ni siquiera conoce la diferencia entre culinaria y repostería, como tampoco, ad contrario sensu, parece tener noción de la naturaleza de la festividad de Corpus Christi en nuestra tradición cultural y religiosa.



2. En la página 5, en el artículo intitulado «Cuenca y su mundo» se escribió, de verbo ad verbum, la siguiente atrocidad en contra de la lengua de Castilla: «En el mes de junio, lo más representativo de la cocina cuencana es su repostería, y todo porque en este mes se celebran las fiestas de Corpus Christi».

Es sorprendente que un lingüista como Oswaldo Encalada Vázquez desconozca que, en la lengua castellana, secundum artem, «cocina» y «repostería» son dos cosas diferentes, mientras afirma taxativamente que Junio es el mes de Corpus Christi, cuando ya hemos indicado, ut supra, que esta festividad no es exclusiva del sexto mes del calendario, pues se trata de una fiesta móvil. El año pasado, verbi gratia, Corpus Christi se celebró en mayo y justamente el jueves 22 fue la gran solemnidad de Corpus Domini, habiendo terminado la octava de Corpus Christi el jueves 29 de mayo, dos días antes de junio del año 2008.

3. Más abajo, Encalada afirma otra temeridad cuando dice, ad litteram: «Poca gente sabe que la fiesta del Corpus es la fiesta en honor de la institución de la Sagrada Eucaristía». La redacción de esta frase es indigna para un lingüista si se ha de considerar la inadmisible redundancia cuando escribe fiesta dos veces seguidas, mientras lo aseverado es falso, pues desde hace más de 25 años, la Universidad Católica de Cuenca coloca -durante la octava de Corpus Christi- una custodia y un letrero luminoso gigantesco en lo alto del antiguo Seminario, en el Parque «Abdón Calderón Garaicoa», el cual dice: «Gloria al Santísimo» y sólo por este anuncio cualquier imberbe ciudadano propio o foráneo sabe que esa festividad es en honor a la Santa Eucaristía, a más de que esas cosas se aprenden en el Catecismo de los niños cuencanos, previo a la Primera Comunión, que todavía la hacen el 90 por ciento de los alumnos de las escuelas de Santa Ana de los Ríos de Cuenca.

Semper idem in Concha, estas barbaridades que se escriben en la Agenda cultural ofenden de veras a la inteligencia de los cuencanos, mientras demuestran que no existe un buen trabajo de edición de dicha publicación; es más, por más que cada mes se hacen observaciones a los textos publicados en dicho medio de comunicación municipal, no se toman los correctivos adecuados para resguardar el prestigio de ciudad culta que es propio de la urbe, por lo que es lamentable la desidia mostrada por las autoridades del Ayuntamiento cuencano para corregir estas equivocaciones.



JUAN CORDERO, CRONISTA VITALICIO DE LA URBE

4. Ex admirationem, en la página 9, el Cronista Vitalicio de la urbe, Juan Cordero Íñiguez, reproduce un elogio a Cuenca publicado en 1586, por Rodrigo de Arcos, con informaciones sobre la ciudad de Santa Ana de los Ríos de Cuenca correspondientes a 1588. ¿O sea, el señor Arcos predecía el futuro? ¿O qué está pasando con el Cronista Vitalicio al cometer demasiadas equivocaciones, mes a mes, demostrando quizás que no era la solución que el Ayuntamiento cuencano decía haber encontrado para evitar los errores en contra de la Historia en la Agenda cultural? ¿No será que se le ha expedido inmerecidamente el nombramiento de Cronista Vitalicio de la urbe?

En efecto, en dicha página, ad initium, se lee el siguiente subtítulo: «CUENCA EN 1586. No obstante, en la segunda columna de ese escrito, en la misma nota de Arcos, se consigna: «1588: La peste del tabardillo afecta gravemente a la población indígena. Se resuelve no recibirlos en el hospital por ser muy contagiosa. Se los aloja en las casas de los caciques Francisco Tatay y Juan Ladino. El Cabildo nombró a Juan de Orduña para que los curara con una bebida de aceite, vinagre y azúcar…».

Cuidado con malinterpretar que yo pudiera estar en contra del Cronista Vitalicio. Lo aprecio mucho, lo respeto y es mi amigo, pero no puedo callarme ante tamañas equivocaciones que atentan en contra de la correcta información que merecen los habitantes de la morlaquía, en una publicación destinada a educarlos; por ello, en mi condición de escritor castizo y defensor de la historia de la urbe, debo señalar estas equivocaciones, vengan de donde vinieren, pues además, frente a mis amigos, estoy convencido con Aristóteles, que: «Amicus Plato, sed magis amica mia veritas/ Mi amigo es Platón, pero más amiga mía es la verdad».


5. En la página 15 se publica una imprecisión histórica en el artículo titulado «Cuenca: leyenda y tradición», cuando se escribe, al hablar de Juan Pablo Toral Burbano, el autor de un vídeo de leyendas cuencanas: «Amante de la ciudad, el productor inició su investigación sobre la materia observando que era escasa la información escrita al respecto»

Esto es falso, pues hay un escritor cuencano a quien debemos leer por ser quien rescató profusamente, de la memoria oral de los habitantes de la morlaquía, las más importantes leyendas cuencanas. Me refiero al Dr. Juan Íñiguez Vintimilla.

Ad absurdum, quizás por desconocer este antecedente se han «rescatado», en ese trabajo audiovisual, leyendas de dudosa procedencia, que en modo alguno son cuencanas, como por ejemplo: «La niña curiosa», «El árbol del diablo» o «El perro encadenado».

Secumdum Ius fasque/ Según razón y justicia, ¿no será hora de preguntarse si al recopilar lo que no es propio de la morlaquía se están mas bien inventando cosas fabulosas para pasarlas como gato por liebre? ¿Quién controla esto en una ciudad que desgraciadamente, por cosas de esta naturaleza y otras más, está perdiendo su identidad y autenticidad?




6. En la página 46 se publica otra imprecisión en el artículo titulado «Museo de las Conceptas: un testimonio histórico», cuando se escribe que el convenio que el Banco Central del Ecuador había firmado para destinar a museo una parte del monasterio de las Conceptas de Cuenca lo hizo con la Diócesis de Cuenca. Al respecto, se ha de indicar, alere flamam veritatis, que desde el año 1957 dejó de existir la Diócesis de Cuenca, pues en aquella época, el Santo Padre Pío XII erigió la Arquidiócesis de Cuenca, que es el ente que firmó dicho convenio, por lo que ese error es inadmisible por parte de quien lo escribió.

En fin, Señor burgomaestre cuencano, el hecho de que la Municipalidad de Cuenca no tome medidas para mejorar la calidad intelectual de la Agenda cultural no obsta en modo alguno para que se deje de decir que los errores en contra de la Historia, la lengua de Castilla y la cultura son imperdonables en esa publicación y deben registrarse con animus corrigendi, in honorem urbis et cum respectum per culturalis aspectibus.

Salutem dicit cum veritas semper fidelis et copiosa gratia in Christum Dominum Nostrum,

DIEGO DEMETRIO ORELLANA

Datum Concha, apud flumina Tomebamba, ex aedibus FIDEH, districti meridionalis, mensis Iunii, die vicesima ac prima, Anno Dominicae Incarnationis bismillesimus nonus, in sollemnitate XII Dominica per annum.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada